La Ciudad de Marne-Sinay le había abierto sus secretos por fin. Durente cientos de años había intentado penetrar en las más profundas de sus bibliotecas, sobornando, comprando los favores de gente a la que los bibliotecarios debían favores a su vez.

Intrigando, ayudando a quienes le podrían facilitar el acceso en el futuro, y mil cosas más.

Ahora, allí, bajo la luz de las lámparas flotantes, animadas por los arcanos poderes de los Ichar que administraban las bibliotecas más importantes de todo el Imperio, ahora, podía contemplar los vastos pasillos oscuros repletos on inontables tomos repletos de secretos, alejados de las manos de los Ichar normales.

Tanta sabiduría, a su derecha, grimorios de magia se sucedían con tratados de nigromancia que emanaban negro poder. A su derecha, recopilados en gastadas estanterías de madera tallada de árboles extintos hacía millones de años, una sucesión de relatos de batallas de las más gloriosas legiones Ichar, contadas por sus comandantes, tratados de estrategia, y táctica.

Pero su verdadero objetivo se encontraba más adentro de allí, oculto como un simple tomo de historia.

Con él, si los anales no se equivocaban, podría descubrir el mayor secreto de los Seis Primeros, y esperaba, encontrar algo que utilizar contra ellos para oponerse al poder que incluso tras la muerte aún imponían a los demás Ichar.

Anuncios
Explore posts in the same categories: Relatos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: